Estilo de vida saludable: acciones para tu día a día

Puede que tengas muchas cosas en tu rutina: el trabajo, los estudios e incluso las relaciones sociales son fundamentales para progresar. Sin embargo, ¿hasta qué punto te preocupas por tu salud? Lo cierto es que tener un estilo de vida saludable es esencial si quieres evitar problemas en tu organismo. ¡Aprende a hacerlo sin comprometer tu día a día!

¿Por qué es clave que puedas establecer un estilo de vida saludable?

Lo primero que hay que mencionar es que es vital lograr un estilo de vida saludable. Hacemos referencia al término “estilo de vida”, ya que no se tratarán de acciones aisladas. Justamente, uno de los grandes problemas que tienen muchas personas es la dificultad de tener una constancia para cambiar sus formas de vivir.

¿Qué implica esto? Simple: que tienen la motivación para cambiar sus actitudes durante un tiempo, pero luego la pierden. Si alguna vez te ha pasado esto, seguramente entiendes la magnitud del problema. Por ejemplo, puede que hayas empezado entusiasmado el gimnasio, pero al cabo de dos semanas lo hayas abandonado (Centro Julia Farré, 2019).

Lo mismo aplica si quisiste comenzar un estilo de vida saludable con una alimentación mucho más equilibrada. Durante una semana, posiblemente te alimentes de una forma mucho más light. Luego, cuando recaes en las grasas, seguramente terminas abandonando el régimen al que te habías encomendado. No obstante, debes comprender que una vida sana no solamente se relaciona con el físico. En realidad, también tiene que existir una armonía desde la salud mental y la emocional. Al fin y al cabo, lo que le sucede a tu cabeza y a tu corazón también influye sobre tu cuerpo.

¿Qué significa esto? Básicamente, que nunca debes forzar un estilo de vida saludable bajo parámetros que no encajen contigo. O sea, uno de los problemas de las situaciones mencionadas es que incorporaste rutinas forzadas que, probablemente, no iban con tu manera de vivir. Sin embargo, ¿sabías que esto lo puedes cambiar? (Mejor con Salud, 2021).

 La importancia del tiempo a la hora de tener una vida saludable

Es posible que uno de los mayores inconvenientes al momento de tener una vida más sana sea el tiempo. Si te encuentras ocupado por distintas tareas y responsabilidades, seguro tengas poco espacio para hacer ejercicio. Entonces, si te decides a empezar el gimnasio, puede que solamente aguantes unos días antes de abandonar.

Pero ¿sabías que esto no tiene por qué ser un obstáculo? En realidad, puedes tener un estilo de vida saludable con pocos minutos al día. Por más que el ritmo de tu día a día sea agitado, siempre podrás encontrar un espacio para ti. Al fin y al cabo, mereces tener una buena salud y bienestar.

Es decir, incorporar hábitos saludables no necesariamente debe confrontar directamente con tus responsabilidades o tus hobbies. Al contrario: una vida saludable consiste en encontrar el equilibrio en todas las cosas. Por eso, te aseguramos de que hacer estos cambios no supondrá un contratiempo (Vitónica, 2021).

Consejos y estrategias para tener una vida más sana y generar una rutina

Entonces, ¿quieres tener un estilo de vida saludable? Aquí te damos algunos consejos y estrategias para que tengas una rutina sana. En todas las ocasiones, podrás hacerlo en franjas de poco tiempo. ¡Conoce cuáles son las ideas más relevantes!

Mantén una alimentación saludable

La alimentación balanceada es clave para mantener un estilo de vida saludable. Esto se debe a que ayuda a prevenir la malnutrición en todas sus formas, promoviendo un peso saludable. Además, contribuye a la prevención del desarrollo de algunas enfermedades crónicas como (OMS, 2018):

  • La diabetes.
  • Las enfermedades del corazón.
  • Algunos tipos de cáncer.

Ahora, no se trata de no comer ningún producto con grasas, harinas o azúcares, sino de alcanzar un equilibrio en el consumo de macronutrientes (grasas, carbohidratos y proteínas) y micronutrientes (vitaminas y minerales) en tu dieta.

Para eso, debes saber que hay muchas cosas consideradas sanas que también son ricas. Por ejemplo, los frutos secos, el aceite de oliva, el vinagre balsámico o las aceitunas. También que es importante incrementar la ingesta de proteínas vegetales, como la soya, la quinoa, las lentejas, los champiñones o los garbanzos. Por eso, es esencial que indagues más sobre este asunto.

Disminuye el tiempo que pasas en el smartphone

Puede que tengas una adicción al smartphone y todavía no lo sepas. Poco a poco, el teléfono celular se ha vuelto una extensión más de nuestro cuerpo. Allí tenemos muchas cosas: aplicaciones para divertirnos, otras para el trabajo e incluso algunas para socializar con los demás.

Incluso en algunos casos puede ocurrir la nomofobia, que es el miedo a quedarse desconectado del mundo por no tener teléfono móvil. Pues bien, en estos casos debes saber que no hace falta que te alejes completamente de tu smartphone, sino que es bueno regular el uso (BBC, 2021).

Entonces, si quieres tener un estilo de vida saludable, puede ser fundamental controlar el tiempo que pasas con el smartphone. Para limitar el tiempo, puedes bajarte una aplicación, conocida como YourHour, que te indica cuántos minutos usas el móvil por día. Así podrás marcarte metas o bloquear aplicaciones tras un determinado tiempo (El Periódico, 2019).

Aprovecha los beneficios de la meditación

Este consejo está inmediatamente relacionado con el anterior. El tiempo que ahorrarás al no usar el smartphone podrás usarlo en otra actividad más sana, como la meditación. Sin embargo, ¿sabes cuáles son los beneficios de incorporar este estilo de vida saludable en tu vida?

Pues bien, la ciencia menciona que la meditación puede ser muy útil para el organismo. Por ejemplo, mejora el funcionamiento del sistema cardiovascular y aumenta la capacidad de atención y concentración. Además, ayuda a reducir el estrés y la ansiedad, algo perfecto tras jornadas de trabajo intensas (Mayo Clinic, 2020; Fundación Española del Corazón, s.f.). Lo mejor de todo es que es una actividad perfecta para quienes tengan poco tiempo. Existen técnicas de meditación que pueden realizarse en tan solo cinco minutos y que te ofrecerán un enorme bienestar espiritual. Para eso, puedes empezar poco a poco para observar los cambios (ABC, 2019).

Juega con tus mascotas y realizar actividad física

¿Tienes mascotas? Tal vez deberías tomarte unos minutos para disfrutar con ellos y jugar. Lo cierto es que las mascotas, como los perros y los gatos, pueden fomentar un estilo de vida saludable importante. Especialmente, en todo lo relacionado con la vida emocional.

Según un estudio de Go Red For Women (2021), dos de cada tres empleados comentan que el trabajo los estresa. No obstante, el 40 % comenta que el regresar al hogar ayuda a mejorar la salud mental. Por ejemplo, las mascotas sirven para controlar los estados de ansiedad.

Del mismo modo, puedes hacer una leve actividad física en compañía de tus mascotas. Por ejemplo, según la Sociedad Americana Contra el Cáncer (2019), los adultos deben hacer 150 minutos de actividad moderada durante la semana. Por eso, puedes salir a caminar con tu perro para fortalecer sus vínculos y también mejorar el organismo.

Ve al psicólogo y socializa

Tener un estilo de vida saludable también implica preocuparse por la salud mental. Es necesario mencionar que ir a un profesional no significa “estar loco” o tener una mala vida. En realidad, el espacio terapéutico puede ser útil para contar tus problemas, conocerte a ti mismo y mejorar tu bienestar emocional.

Por ejemplo, vas a poder comprender las emociones que no te dejan pensar o actuar con claridad. Del mismo modo, vas a entender por qué eres cómo eres y eso puede generar una enorme satisfacción. Incluso, si padeces de ansiedad o depresión, vas a poder encarar un tratamiento eficaz (Mejor con Salud, 2021).

Por otra parte, también es indispensable que tengas un estilo de vida saludable basado en la sociabilización. Incluso en épocas de pandemia, donde el estudio o el trabajo se pueden realizar a distancia, no deberías olvidarte de tomar aire fresco y realizar reuniones con tus amigos o tu pareja.

Esto significa que, si padeces sentimientos de soledad y aislamiento social, posiblemente necesites realizar planes para despejar la mente. De todas formas, cuando organices salidas, no te olvides de utilizar los métodos de prevención del COVID-19, como el distanciamiento y el uso de mascarillas (NIH, 2021).

En definitiva, tener un estilo de vida saludable no tiene por qué ser algo complicado. En realidad, solamente con unos minutos al día puedes observar grandes cambios en tu organismo. Ahora que lo sabes, te invitamos a que implementes algunos de estos consejos para mejorar tu bienestar.

Referencias bibliográficas

¡Únete a la conversación!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Close
Todos los derechos reservados. Desarrollado por www.codelia-studio.com
Close